Las trampas y las mentiras en el discurso de Mariano Rajoy

El discurso de siempre

Mariano Rajoy: “La corrupción se persigue hoy más que nunca y los castigos son los más elevados que se han conocido. En España, hoy, no queda ningún resquicio para la impunidad”.

La corrupción se persigue hoy más que nunca y por eso Rita Barberá está protegida en el Senado por el propio Mariano Rajoy, que se preocupó de aforarla para que no fuese imputada por el blanqueo de dinero para financiar ilegalmente su campaña, un delito del que también acusan a todo su equipo municipal.

La corrupción se persigue hoy más que nunca y por eso  Mariano Rajoy defendió hace menos de un año a su entonces diputado Pedro Gómez de la Serna cuando la justicia empezó a investigar las comisiones que cobraba mientras estaba en el Congreso: “Es absolutamente normal”.

La corrupción se persigue más que nunca y por eso Carlos Fabra era para Rajoy“un ciudadano y un político ejemplar”. La corrupción se persigue más que nunca y por eso el Ministerio del Interior  dejó salir a Jaume Matas de la cárcel en contra del criterio de la prisión.

La corrupción se persigue más que nunca y por eso “Luis, hacemos lo que podemos, sé fuerte”. Se persigue a martillazos, como los que dedicó su partido al disco duro de su tesorero Bárcenas al que, hasta que no se fue de la lengua, pagó el sueldo y protegió.

La corrupción se persigue más que nunca, pero para el PP y Ciudadanos la prevaricación urbanística ya no es corrupción, ni tampoco tiene que dimitir el presidente de la Diputación de Ourense, Manuel Baltar, imputado por cohecho después de haber ofrecido un puesto de trabajo a cambio de sexo.

Mariano Rajoy: “Hemos puesto en marcha mecanismos para recuperar hasta el último euro robado por los corruptos”.

También pusieron en marcha un mecanismo para que todos los corruptos del país pudiesen blanquear lo robado a un precio de ganga: la amnistía fiscal.

Mariano Rajoy: “La lucha por la regeneración debe ser un objetivo que nos vincule a todos y contenga compromisos concretos, como la negativa a
conceder indultos a los condenados por corrupción, de la misma
manera que no se conceden tampoco a los delitos de violencia
doméstica o terrorismo.”

Rajoy el Regenerador olvida que su gobierno indultó al menos a siete condenados por corrupción. Y que el anterior Gobierno del PP del que fue vicepresidente, con José María Aznar, también aprobó el indulto de varios corruptos y también decondenados por terrorismo de Estado: los de Vera y Barrionuevo por los GAL.

Mariano Rajoy: “[Las víctimas de violencia de género] tienen la tranquilidad de que ni un solo maltratador ha obtenido un indulto de mi Gobierno”.

Qué gran detalle. Lástima que ni siquiera el compromiso con las víctimas de la violencia machista en materia de indultos sea del todo verdad. El Gobierno de Mariano Rajoy  aprobó el indulto de un agente de la guardia civil condenado por grabar una agresión sexual con el móvil en vez de auxiliar a la víctima. El padre del guardia civil indultado era un concejal del PP.

Mariano Rajoy: “Proponemos un Pacto Nacional por la I+D+i, para alcanzar en 2020 el objetivo de inversión pública del 2% del PIB en el conjunto de todas las actividades de este sector.”

La propuesta la hace el mismo presidente del Gobierno que recortó la inversión en ciencia un 25% y la dejó en el 0,6%.

Mariano Rajoy: “Mi voluntad como presidente del Gobierno será abrir un diálogo con todas las fuerzas políticas para lograr un Pacto Nacional por la Educación.”

La dialogante oferta la plantea el mismo presidente que aprobó en solitario la LOMCE con la absoluta oposición de todos los demás partidos y todos los representantes de la comunidad educativa. Rajoy, el nuevo converso del consenso, ha propuesto hasta ocho pactos de Estado en todo tipo de materias. También en Energía, donde su ministro Soria aprobó con la oposición de todos los demás partidos el impuesto al sol.

Mariano Rajoy: “Propongo también un mayor control y obligaciones de transparencia en los partidos políticos”.

Lo propone el presidente de un partido tan transparente que pagó con dinero negro la reforma de su sede, incluida la sala desde la que Mariano Rajoy negó a la prensa desde un televisor plasma que hubiese una caja B en el PP.

Mariano Rajoy: “Uno no puede gastar lo que no tiene, no debe malgastar los recursos de los que dispone ”.

Y por eso su Gobierno se encontró una deuda pública del 68% y la ha dejado por encima del 100%. Y por eso su Gobierno, a pesar de esta deuda, aprobó una rebaja de impuestos en pleno año electoral.

Mariano Rajoy: “Los españoles han pedido con claridad que gobierne el Partido Popular. No me refiero solamente a los que, con sus votos, han acentuado el peso de nuestro partido en la vida española. Incluyo también al resto de los votantes que, cuando se les pregunta en las encuestas, responden mayoritariamente que debe gobernar el Partido Popular”.

Los españoles han dado 137 escaños al PP que son insuficientes para lograr la investidura y le obligan a pactar hasta alcanzar la mayoría, cosa que Rajoy renunció siquiera a intentar en la anterior legislatura y aún no ha logrado en esta. Y  las encuestas también dicen que, antes que unas nuevas eleciones, la amplia mayoría de los españoles prefiere que Mariano Rajoy renuncie y que el PP presente otro candidato. A ser posible, alguien menos mentiroso, menos tramposo y con algo más de credibilidad.

Ignacio Escolar

Anuncios